La primera vez que oí de Gabriel Rodríguez, fue cuando Arcano IV avisó que publicaba la edición chilena de “Locke & Key: Bienvenidos a Lovecraft”, novela de misterio que había sido muy premiada en USA, éxito de ventas y que había sido creada por Joe Hill, hijo de Stephen King. O sea, si la genética pesa algo, iba a ser por lo menos retorcida. Así que partí a ver de qué se trataba y, cuando la encontré, ¡me voló de cabeza! (lee el review que publicamos en su momento aquí).

Sin siquiera leer el 1er volumen, una vez que lo tuve en mis manos, la calidad del dibujo me enganchó, como no lo hicieron un par de novelas gráficas nacionales que yo ya encontraba increíblemente buenas y pensé ¿de verdad esto lo dibujó un chileno? El preciosismo en el detalle sumado a un estilo más de “comic americano” de Rodríguez me pareció brillante y así fue como me metí en la historia de la familia Locke (y espero que pase rápido el tiempo para poder llegar luego al final de la historia con Alfa y Omega).

Locke & Key. Arte de Gabriel Rodríguez.
Locke & Key. Arte de Gabriel Rodríguez.
Gabriel Rodríguez, dibujando para uno de sus fans.
Gabriel Rodríguez, dibujando para uno de sus fans.

Por eso, cuando vi que Gabriel iba a estar en la FIC Santiago, en abril de este año, partí a escucharlo y la experiencia fue más que agradable (lean sobre la exposición que hizo de su trabajo, hace un tiempo aquí). Primero, cuando lo ves interactuando con la fila de gente—haaaarta gente—que esperaba por llevarse firmada su copia de Locke and Key, te das cuenta que el tipo se maneja; se notan las “Cons” en el cuerpo. Es cercano, amable, escucha los comentarios de quienes le hablan y transmite un aura de “venir de vuelta” no por reventado o superior, sino de saber qué cosas son las importantes y de disfrutar el momento en el que está.

Gabriel Rodríguez en la FIC Santiago 2014.
Gabriel Rodríguez en la FIC Santiago 2014.

Y en esa charla, Rodríguez habló de todo un poco: de como empezó en Locke & Key y la suspensión del proyecto para llevarlo al cine, lo que significó llegar a ser parte del mito de Superman; Nemo, su nuevo proyecto conjunto con Nelson Daniel, otro chileno que triunfa en el extranjero (¡tenemos talento, conciudadanos!), etc. Por eso pensé que sería un gran honor tenerlo dentro del panteón de artistas entrevistados de este, tu portal favorito. Así que los dejo con las palabras de Gabriel Rodríguez.

Con todo el reconocimiento local que tuviste cuando se dio la noticia de que dibujabas Superman, ¿sentiste que “nadie es profeta en su tierra”?

Superman. Arte de Gabriel Rodríguez.
Superman. Arte de Gabriel Rodríguez.

Siempre he sentido mi trabajo bienvenido y respaldado en Chile. El sólo hecho de que Locke & Key se esté publicando íntegramente con una edición local, es el mejor testimonio de eso. Ya sea por la atención que generó la noticia de Superman o por el apoyo a mis trabajos anteriores, sólo tengo palabras de gratitud por el apoyo recibido.

En la FIC mencionaste que tenías un vínculo especial con Superman, ¿cuál es ese vínculo?

Es básicamente el primer personaje de ficción que capturó mi imaginación en mi niñez, por medio de capítulos de la serie de televisión en blanco y negro que aún se transmitía en Chile a fines de los setenta, y por un show de dibujos animados de “Las Aventuras de Superman” a principios de los ochenta. Fue mi entrada al mundo de los superhéroes y la ciencia ficción, y también el primer personaje que dibujé.

Superman. Arte de Gabriel Rodríguez.
Superman. Arte de Gabriel Rodríguez.

¿Llegar a dibujar a Superman representó un peak en tu carrera o fue un desarrollo “orgánico” del trabajo que has hecho hasta ahora?

Por lo que te contaba antes, tiene una significancia emotiva especial para mi, pero por ahora se me hace muy difícil considerar un peak que supere lo que Locke & Key, mi primer trabajo de autor y proyecto de más largo aliento, ha significado para mi.

¿Qué tiene Superman de Gabriel y que tiene Gabriel de Superman?

Quiero creer que lo que tenemos en común es la capacidad de creer, a pesar de todo lo que la realidad nos impone, que en lo profundo de la naturaleza humana hay una raíz positiva y bondadosa que sólo necesita tener la oportunidad de desarrollarse.

¿Tu superpoder favorito?

¡Qué difícil elegir! Tal vez no sea el más útil en términos prácticos, pero por la radical diferencia respecto de la forma de ver el mundo que nos daría, tal vez la capacidad de volar sería la más fascinante de experimentar.

¿Hubo alguna restricción que te llamara la atención o te pareciera exagerada cuando llegaste a Superman?

Ninguna, ya que en la serie “Adventures Of Superman” la idea es que cada autor ofrezca SU aproximación a la versión clásica de Superman, que es de hecho la que más me gusta. Así que fue una oportunidad ideal en cuanto a condiciones. Lo único que lamento es que por condiciones de calendario tuve que dibujarla MUY rápido, a una página completa por día, me habría gustado hacerla con un poco más de calma…

Portada de Little Nemo, Return to Slumberland. Arte de Gabriel Rodríguez.
Portada de Little Nemo, Return to Slumberland. Arte de Gabriel Rodríguez.

Locke & Key es oscura, Little Nemo, tu nuevo proyecto, es más infantil y luminoso, ¿con que parte tuya te conectaste en cada caso?

La niñez es la puerta de aproximación a ambas. Cuando niños tenemos todos los canales abiertos a lo asombroso, lo bello o lo atemorizador, todo el mundo se nos abre con dimensiones inimaginables y posibilidades infinitas. Hay una diferencia de foco, que adecúa el lenguaje, pero el corazón que alimenta ambas historias es similar. Tal vez la diferencia principal es que NEMO ofrece un abanico de exploración de las posibilidades de la niñez, mientras que Locke & Key es sobre el desgarro de asumir que debemos dejar la niñez atrás para poder asumir con madurez nuestra adultez.

Locke and Key tiene un personaje como Luke que parte siendo la mujer del pozo y luego es un fratboy y el tío de los protagonistas es gay y es golpeado. Este acercamiento al mundo LGTB ¿nació de Joe Hill?, ¿cuál es el objetivo de estos personajes?

No hay una perspectiva “estratégica” detrás de la naturaleza de los personajes. Todos los personajes de Locke & Key, de un modo u otro, lidian con el conflicto entre lo que parecemos ser, lo que esperan que seamos, y lo que debemos asumir que somos. Desde distintas entradas, todos exploran este conflicto. Tanto Luke con sus cambios, o Duncan, o Rufus, o los mismos niños Locke, desarrollan este conflicto, de la búsqueda de la esencia de nuestra naturaleza humana y de una construcción adulta de nuestra identidad.

¿Cuál es tu postura frente al bullying que sufren los geeks o incluso dentro del mismo “movimiento geek”, por ejemplo hacia los cosplayer?

Cualquier forma de bullying es una expresión de estupidez y miedo, que se refleja en violencia expresada cobardemente desde el refugio de las masas o del anonimato. En un mundo de celebración de la creatividad y la diversidad, deben ser especialmente rechazadas con más fuerza. Este es el lugar perfecto para predicar un ejemplo de respeto y rechazar con fuerza todas estas formas de violencia o discriminación.

Locke & Key. Arte de Gabriel Rodríguez.
Locke & Key. Arte de Gabriel Rodríguez.

A los pocos días de su participación en FIC Santiago, IDW Publishing, la editorial responsable de “Locke & Key”, la próxima “Little Nemo” y una serie de otras franquicias, anunció que firmaba el primer contrato de exclusividad de la casa con Gabriel, debido al gran trabajo conseguido entre ambas partes, sin detallar el alcance de este acuerdo.

Por lo pronto, luego de haber terminado la saga “Locke & Key” con el volumen “Alfa y Omega”, agosto verá la publicación de “Little Nemo: return to Slumberland” una revisión a la obra de Winsor McCay, además de “Gabriel Rodriguez’s Locke & Key: Artist’s Edition Portfolio”.

Desde Hijos del Átomo le deseamos mucho éxito en todos sus proyectos futuros y estaremos atentos para traerte las novedades de este gran artista nacional, que ya conquistó el mundo.

Galería: Little Nemo, Return to Slumberland