En un ahora lejano 1986, antes de los renacimientos, los New cualquier cosa, las Crisis de todos los tipos, cuando el Universo DC redefinió su historia, finalizando la Dark Age, empezando la Great Age de la sempiterna Detective Comics, justo luego de los sucesos de Crisis on Infinite Earths, la compañía necesitaba que su emblema de capa roja y S en pecho tuviese un nuevo origen, para el futuro esplendor por venir; ese origen se llama “Superman: The Man of Steel”, y sobre él va este artículo.

En Octubre de 1986, aún estaba tibia y fresca la tinta del original Watchmen número 1, y DC  era una una selección cósmica de los mejores autores que el cómic superheroico haya  tenido jamás: el Maestro Alan Moore estaba en Vertigo, con Swamp Thing, Frank Miller redibujaba la leyenda del Hombre Murciélago en sus primeros años, Wolfman, Potter y Perez hacían lo propio con Wonder Woman; nacía John Constantine, se reescribia  Question, llegaban Sandman y la Liga de la Justicia Internacional;  y los encargados de parir al nuevo Hombre de Acero serían la reciente adquisición proveniente de Marvel, John Byrne, y el eterno y magnífico Dick Giordano en los lápices.

La historia, nace como siempre, con el maestro Moore, quien despide al antiguo Superman en el clásico Superman 423: ¿Que paso con el Hombre del Mañana?, historia que merece un artículo a parte, y la dejaré para un futuro. Pero sigamos, Byrne y Giordano deciden hacer una miniserie introductoria, antes de retomar Superman # 1, establecen cómo punto de partida a la historia del Aquiles Postmoderno una serie de 6 números, el nombre: The Man of Steel.

IMG_0846

 

Situándonos, se venía de una exitosa trilogía fílmica de Superman protagonizada por Christopher Reeve, eso suena raro en estos días; pero sí, DC Comics tenía éxito con películas en que aparecían otros personajes fuera de Batman;  sí,  porque pocos pueden decir que en alguna de sus películas de superhéroes actuó Marlon Brando, el mismísimo Marlon Brando apareció en una película del Ultimo hijo de Kripton; qué lejano suena eso de películas de Superman y buenos actores, qué lejano.

IMG_0845

El primer número, nos sitúa en los orígenes del Kal- El, justo antes de abandonar Kriptón, y caer en una granja en el profundo Kansas. El adolescente Superman empieza a descubrir de a poco sus superpoderes. Esa ridiculez de Bruce Wayne y Clark Kent conociedose de infantes, los cómics se lo deben a una de las peores alimañas que ha atacado jamás la entrepierna del cómic superheroico en DC: Smallville, que suena como un purgante..y lo es.

IMG_0843

El superhombre hace su estreno en sociedad salvando un transbordador, con Lois Lane como tripulante, ese es el mismo origen del Superman en la serie Lois and Clark, la única serie televisiva del personaje después de las películas de Christopher Reeve que vale la pena ver, la única. 

IMG_0844

En el número dos, introduce definitivamente a Lois Lane en el mito; historia de amor que terminara ocho años después con el matrimonio de los protagonistas. Perry White, es algo más que un guiño a J. Jonas Jameson del por ese entonces exitoso Spiderman de La Casa de las ideas.

IMG_0847

 

El número tres, clásico de clásicos, imperdible en las historias del Universo DC: el primer encuentro post crisis entre Batman, que era por ese entonces el Hombre Murciélago de Miller, y el Superman de Byrne, luchando contra una ochentera Urraca.

IMG_0849

El cuarto, aparece el némesis por antonomasia: antes de quedar calvo por la radiación de la kriptonita; antes de ser un ridiculo esquizoide sub 25 que se corta la mano para crear a Doomsday, Lex Luthor era un elegante empresario con un aire a Gene Hackman, que quería mantener el poder en Metropolis….a toda costa.

IMG_0850

El quinto: hasta ese momento Superman era imparable, sólo lo podía detener alguien exactamente cómo él, pero de alguna manera, debía ser distinto; sí, en está historia aparece Bizarro con su clásico peinado a lo Moe de los Tres Chiflados.

IMG_0851

Y el desenlace en el número 6: Regreso a Villachica (Smalville no) a reencontrarse con un viejo amor, Lana Lang. El dios Zeus del multiverso DC comics tiene por fin su teogonía completa. ¿Que pasa al final?, bueno, te cuento: un alíen en constante evolución lo mata, luego resucita, usa el pelo largo, después se casa, crea un ejército de supermanes y un largo etcétera de 30 años.

IMG_0852

John Byrne en su introducción a la serie dirá:

Espero que te quedes con nosotros y con Superman  durante los años ochenta, noventa y, con suerte, en el siglo XXI. ¿ Quien sabe? Es posible que, dentro de 30 años o así, alguien se siente delante del procesador de texto para escribir que Superman empezó con una miniserie titulada El Hombre de Acero que supuso su introducción en un mundo maravilloso y fascinante que duró toda una vida.

¡Puede que ese alguien seas tú!

Sin poder asegurar absolutamente las habilidades adivinatorias del maestro John Byrne, si soy capaz de afirmar dos cosas: la primera, y en mi caso, después de la muerte, la resurrección, el ejercito de supermanes, la nueva crisis, la guerra de los supermanes, new  52 y Rebirth, yo sigo aquí, esperando las historias del último Hijo de Kriptón como la primera vez; la segunda, si alguna vez hubo un origen, con un dibujo y una historia sencilla, pero entretenida, que buscaba explicar y proyectar al nuevo Superman en el Universo de DC, ese origen fue The Man of Steel, de Byrne y Giordano, y hasta este momento, es la única saga sobre el origen del personaje que vale la pena ser leída, por qué los clásicos del cómics, jamás pasan de moda, son como el vino. ¿Y el futuro? quién lo sabe.

IMG_0854

Si no lo has leído, te recomiendo la inmensa serie Superman : The Man of Steel, por que como el vino, con cada año está mejor. Te dejo los vínculos para que la puedas conseguir en Man of Steel Vol. 1 de DC.

Cualquier cosa, yo voy a estar siempre por aquí, para que hablemos sobre ¿Cuál es el sexo de los ángeles? o mejor, de cómics y de cultura pop, saludos.