Aún queda un rato para ver en la Netflix al Frank Castle haciendo gala, de su ya bien ganada reputación, en la segunda temporada de Daredevil. Así que para ir calentando motores de ya, hoy hablaremos de único juego arcade, en donde Frank es orfeón central de la trama: The Punisher Arcade Game.

La historia de Frank tiene un motivación simple, sencilla, dolorosa y bastante funcional: Mataron a su esposa e hijos a sangre fría, porque lo que decide vengarse y de paso salvar a la mayor cantidad de personas que pueda de sufrir ese mismo destino. Es así, como adopta una calavera como su sello personal y toma New York como su base de operaciones… De hecho si lo pensamos bien, son varios los héroes de Marvel que habitan New York: Spidey, Daredevil, Deadpool, Punisher y un resto más. De hecho, en los cómics, todos ellos se topan con relativa facilidad, aunque en periodos no habiten New York, pero es básicamente su central de operaciones.

tumblr_m8cc4kvl3h1qc63ooo1_1280
El hermoso arte explicativo de los arcades

Por ende en los juegos, no podía ser otra la cosa. En este juego lanzado en un principio, exclusivamente para arcades, hacemos uso de Frank como The Punisher y de nada más y nada más, que el padre del actual Nick Fury: Nick Fury padre. Ambos, Nick y Frank, deben detener al enemigo que cualquier superhéroe de New York tiene: El Kingpin. Asi es. El padre de todo el crimen deber ser detenido de una vez por todas por el este duo, que son sencillamente: lo más badass del barrio.

09eb0926220cf443c462898ccabb9521
Perfil de Nick Fury

Beat’m up duro y puro. No hay otra descripción para el estilo de juego, que nos lleva a enfrentar a todo la batería de enemigos que el Kingpin puede ofrecernos, mientras nos movemos por algunos estados de USA, dándole caza. Un juego rápido, extremadamente “duro” para aquel 1993 en que fue lanzado, con la ayuda de la genial Capcom. Recordemos que la historia de amor entre Capcom y Marvel ya lleva casi 20 años de desarrollo. Es como Warner con DC, pero esto es por amor: no compromiso (</3)

 Tenemos un buen par de cameos bastante coloridos y entretenidos, aunque debes ser un tanto detallista a ratos, para poder verlos. Sumado a eso, tenemos un dificultad nada de “fácil” y que te harán gastar un buen par de fichas. Además, tenemos un audio bastante destacable, con un par de voces muy bien interpretadas y musicalización que acompaña de manera decente. Ojo: Se nota el 99% del tiempo, la mano de Capcom por todos lados y esto no hace más que dejarnos con un gran sabor de boca.

3923e8e91748a7ba545ca3821aedeb19
Perfil de Frank Castle

 Un detallazo, fue el port que tuvo The Punisher Arcade Game a la Sega Génesis. Es infinitamente inferior a la versión arcade por razones más que obvias y válidas. Aunque contra todo pronóstico, y teniendo en cuenta la insufrible versión de Sunset Riders, tenemos un juego divertido. Bajo en todos los aspectos, censurado y con cambios bastante radicales, pero un juego bastante disfrutable a fin de cuentas. Vale absolutamente la pena tenerlo en tu colección. Aunque jamás entenderé por qué no lo llevaron a otra consola. Dicen las malas lenguas que se desarrolló una versión para PSX, que jamás vio la luz. Esperemos que internet haga su magia algún día y podamos disfrutar de él. Y ¿Qué te pareció a ti esta aventura de Frank? A mi me deja con un buen sabor de boca y con ganas de verlo junto a Los Defenders de Marvel en su universo cinematográfico. Soñar es gratis, ¿No?

RESEÑA
Star Points
Bloggero del universo 616, T-100 radicado en Chile y CEO de Fefe Corps. Opinólogo, Historiador, Trilingüe, Columnista, Geek y apasionado por vida.-